DORMIR ES SANO

Dormir bien nos ayuda a mantener en equilibrio nuestro cuerpo y eso se refleja en nuestra belleza exterior.

Recuerden que, para disfrutarlo, al menos debemos descansar 7 horas seguidas.

Si duermes bien  al otro día estás más despierto y eres más eficaz en el trabajo. Todo lo contrario si no hubiese descansado lo suficiente.

Un cerebro descansado puede aprovechar más sus capacidades(entre ellas, la memoria y la concentración).

Algo muy importante Reduce el estrés, La vida ajetreada de las grandes ciudades es perjudicial para nuestra salud, tanto física como mental.

Por ello dormir 7 u 8 horas cada noche es primordial si queremos evitar el  estrés. Durante el sueño el cerebro se recupera y olvida las presiones y obligaciones.
Además la presión sanguínea disminuye y nos sentimos como nuevos al levantarnos.

Mejora tu aspecto

Si bien no podemos esperar vernos más jóvenes solo durmiendo, lo cierto es que aquellos que descansan lo suficiente al otro día se ven mejor.

Al mirarte al espejo no encontrarás ojeras o marcas negras debajo de los ojos e incluso verás que la piel estará más tersa.

Por ello amigos y amigas los invitamos a tomarse un descanso placentero.

Leave a Reply

Your email address will not be published.